govcoimg

Misión Permanente de Colombia ante la ONU en Nueva York

Imagen ONU
ATENCIÓN AL CIUDADANO

Teléfono Local:

1.212.355.777640

Dirección:

East 57th Street - New York, N.Y. 10022

Correo electrónico:

Evento “Anticorrupción, en el cruce entre la Paz y el Desarrollo”

 

Nueva York, 25 de octubre de 2022. En la sede de las Naciones Unidas en Nueva York se llevó a cabo el evento “Anticorrupción, en el cruce entre la Paz y el Desarrollo”. Esta actividad se desarrolló bajo el copatrocinio de la Misión Permanente de Colombia ante las Naciones Unidas y de la Oficina de las Naciones Unidas Contra la Droga y el Delito (UNODC por sus siglas en inglés).

La mesa principal estuvo compuesta por la Embajadora de Colombia, Leonor Zalabata Torres; la Directora Ejecutiva de UNODC, Ghada Waly; el Subsecretario General para Operaciones de Paz de las Naciones Unidas, Jean-Pierre Lacroix; la Subdirectora de la Oficina de Apoyo a Procesos de Construcción de la Paz de las Naciones Unidas, Awa Dabo y la Jefe de la Oficina de Delito y Corrupción de UNODC, Brigitte Strobel-Shaw.

En su intervención, la Embajadora Zalabata destacó la voluntad del gobierno del Presidente Gustavo Petro para luchar contra la corrupción de manera clara y contundente, mediante la adopción de un papel dinámico y propositivo de Colombia en los foros multilaterales contra la corrupción. Así mismo, rescató el liderazgo nacional en el proceso que culminó con la celebración, en junio de 2021, de la Sesión Especializada de la Asamblea General contra la Corrupción -UNGASS por sus siglas en inglés-. Este logro se complementó con la aprobación de la resolución 9/2 de la Conferencia de los Estados Parte de la Convención de las Naciones Unidas Contra la Corrupción, que se aprobó en diciembre del mismo año en la Conferencia de Sharm El-Sheik y que busca garantizar la implementación de las recomendaciones de la Declaración Política.

Adicionalmente, llamó la atención sobre la necesidad de implementar las propuestas de la Declaración Política de la UNGASS contra la corrupción y destacó principalmente la necesidad de que la comunidad internacional avance en el desarrollo de acciones en materia de implementación de sistemas para el registro de beneficiarios finales, la adopción de mecanismos para fortalecer los pilares de la Convención Contra la Corrupción, la profundización de la transparencia en la gestión pública y privada a nivel mundial, el robustecimiento del papel de las entidades de auditoría y fiscalización y la mejora de los procesos de compras públicas.

Por su parte, la señora Waly hizo énfasis sobre el papel nocivo que tiene la corrupción en las sociedades mediante el deterioro de la calidad y accesibilidad de los servicios públicos, la pérdida de competitividad de importantes sectores económicos, el despilfarro de recursos públicos, el reforzamiento de estereotipos excluyentes en la sociedad y el debilitamiento de las instituciones, entre otros. Por los efectos sociales de estos fenómenos, señaló que la lucha contra la corrupción debe ser parte integral de las Operaciones de Construcción y Mantenimiento de la Paz.

En general, los expositores se refirieron a la importancia que las Naciones Unidas otorga a la lucha contra la corrupción para lograr contextos sociales de justicia y equidad que faciliten la implementación de propuestas de estabilización de la paz. El desarrollo de estas actividades es trasversal a los mandatos de las Misiones y es esencial en su relacionamiento con los Estados receptores. La lucha contra la corrupción garantiza la eficiencia de las Misiones y mejora su impacto en el terreno. Así mismo, optimiza el uso de los recursos de las Naciones Unidas e impulsa a la adopción de criterios de transparencia, integridad y rendición de cuentas en la gestión, tanto en la Organización como en los Estados anfitriones.

Fue muy valioso el reconocimiento que hicieron a Colombia, tanto los panelistas como los representantes estatales asistentes al evento, respecto de su liderazgo y compromiso en la lucha contra este flagelo, que afecta transversalmente la construcción de sociedades justas y el desarrollo de los pueblos.

Como conclusión, se destaca que la adopción de mecanismos para luchar contra la corrupción en contextos de construcción o mantenimiento de la paz genera incalculables externalidades positivas en el entorno político-social de los Estados receptores y en el marco corporativo de las Naciones Unidas.

 

  • Noticias
  • Imagenes
  • Videos

  • 2022
  • 2021
  • 2020
  • 2019
  • 2018

  • Enero
  • Febrero
  • Marzo
  • Abril
  • Mayo
  • Junio
  • Julio
  • Agosto
  • Septiembre
  • Octubre
  • Noviembre
  • Diciembre